Cónsul General Phillip Linderman

Phillip Linderman llegó a Nuevo Laredo como Cónsul General en Agosto del 2015. Anteriormente se desempeñó como Director de la Oficina de Detección de Terroristas y de Interdicción, dentro de la Oficina de Lucha contra el Terrorismo del Departamento de Estado.

Linderman ha trabajado en el Servicio Exterior de los Estados Unidos desde 1990, y ha servido como diplomático en Puerto España, Trinidad y Tobago; Santiago de Chile; La Habana, Cuba; Leipzig, Alemania; y Guayaquil, Ecuador. En sus asignaciones domésticas, Linderman trabajó en la Oficina para Prevención del Fraude de Pasaportes y Visas; en la Oficina para Proporcionar Asistencia Extranjera a los Balcanes y Europa del Este; y en la Oficina de Lucha contra la Trata de Personas. El sr. Linderman también sirvió dos años  en la Organización de los Estados Americanos, donde se estableció una unidad de la OEA para combatir el tráfico de personas.

Linderman tiene experiencia en la cooperación entre agencias del gobierno de Estados Unidos. Como oficial consular en el extranjero, ha interactuado y colaborado con el Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sus siglas en inglés) y la Agencia Anti-Drogas (DEA), en numerosos casos de investigación. Ha trabajado con la Agencia para el Desarrollo Internacional (USAID) y ONGs en la planificación de ayuda en el exterior y la financiación. En el Consejo de Seguridad Nacional, Linderman ha representado al Departamento de Estado en asuntos que involucran terrorismo bajo vigilancia y política de rehenes.

Linderman tiene un posgrado en Derecho por la Universidad de Georgia y tiene una licenciatura por la Universidad de Oglethorpe. El Sr. Linderman está casado y tiene dos hijos. Sus aficiones incluyen el tenis, la historia y el cine negro o film noir.