Entrevista de la Embajadora Roberta Jacobson con Carlos Loret de Mola – Grupo Fórmula

Carlos Loret de Mola (CLM), conductor: Me da mucho gusto recibir en el estudio de “Contraportada”, a la embajadora de Estados Unidos en México, Roberta Jacobson, muchísimas gracias por estar aquí.

Roberta Jacobson (RJ), embajadora de Estados Unidos en México: No, gracias a usted, Carlos.

CLM: Primero que nada, tiene usted que saber que Roberta Jacobson habla un perfecto español, que lo aprendió en Venezuela, ¿cierto?

RJ: No, no, no, en Argentina.

CLM: En Argentina.

RJ: Sí. Ahora uso el “yo” a veces.

CLM: El “yo”, bueno. Está muy bien. Y nada más dígame una cosa, entre una empanada y un taco al pastor, ¿con qué se queda usted?

RJ: Bueno, eso es obvio, taco al pastor, ¿no?

CLM: Yo creo que esa es pura demagogia, por eso es que estamos aquí.

RJ: Bueno, yo prefiero comer los dos.

CLM: Está muy bien, está muy bien; se vale, se vale, se vale. ¿Cómo se siente en México?

RJ: Bueno, realmente…yo, me encanta México realmente, y yo tenía tantas expectativas del trabajo y de México, y no, realmente no estoy decepcionada. México me recibe muy, muy bien, muy lindo. La gente, oficialmente y no oficialmente, no profesionalmente; personalmente la gente me recibe muy bien, con una generosidad y calurosa, hasta que yo estoy en la calle o una tienda y me acerco, y la gente me dice…me dicen: “Gracias…

CLM: “Consígame una visa”, ¿no?

RJ: No, realmente me dicen: “Gracias por sus palabras” o “Gracias para participar en la marcha de orgullo”, o qué sé yo…

CLM: El orgullo gay.

RJ: Pero realmente la gente me recibe muy bien, y estoy muy contenta de estar aquí, esos tiempos en que necesitamos una embajadora.

CLM: Para una mujer que ha sido subsecretaria de Estado, de la Unión Americana con Hillary Clinton, con John Kerry también, ¿venir a México es un ascenso, es un descenso, es un retiro, es un descanso, es un reto? ¿Qué es venir a México?

RJ: No es un descanso, jamás. Realmente…

CLM: Bueno, hay unas playas muy bonitas por acá.

RJ: Por eso. El secretario adjunto es una posición muy importante, claro que estuve encargada de todo el hemisferio occidental, pero yo tenía casi cinco años en esa posición, como secretaria adjunto interino y después confirmado, y realmente, la verdad es que yo quisiera siempre este puesto como embajadora de México, y también quisiera la oportunidad de ser embajador.

Siempre es un puesto que es para un diplomático, lo máximo que puede ascender. A pesar de que el secretario adjunto está encargado de muchos embajadores, de ser embajador en un país importantísimo como México, es realmente para mí un ascenso, es un sueño, ¿no?

CLM: ¿Llega en un mal momento para México?

RJ: No, creo que no.

CLM: Con narco, con derechos humanos, con Ayotzinapa, con crisis.

RJ: Es un momento difícil, no hay que evitar eso. Es un momento difícil para México, pero decir que es un momento difícil, complicado, con cosas de seguridad; pero al mismo tiempo en el ámbito económico las cosas están mejorando, hay crecimiento, hay reformas muy importantes que está implementar, y no se puede realmente resolver esos problemas de seguridad, si no trabajamos juntos. Esos problemas de seguridad son compartidos, son dos lados de la misma moneda.

CLM: ¿Qué le preocupa más: derechos humanos, corrupción, inseguridad? En la zona de las preocupaciones.

RJ: Bueno, yo creo que todos son muy importantes, no sé si puedo realmente ponerlo en jerarquía, pero las prioridades son todo el Estado de Derecho, y eso incluye realmente toda esas cosas. Y no es realmente, solamente, que los Estados Unidos está preocupado con eso, el mismo pueblo mexicano.

Si vemos a las cosas que ellos están preocupados, esas son las cosas, y si estamos apoyando al gobierno mexicano y a la sociedad civil mexicano que está trabajando en transparencia, anticorrupción y derechos humanos, esos son todo parte del Estado de Derecho y especialmente reforma judicial.

CLM: ¿Estados Unidos ve a México como un foco rojo?

RJ: No. Como puede…

CLM: Alguna vez se habló, incluso, de estado fallido.

RJ: Ah, no, pero eso es obvio que no…la gente que habla de eso, no son del gobierno. Si puede buscar las palabras del presidente Obama durante la visita del presidente Peña Nieto, él habló muy claro sobre una relación muy importante, muy sólido y que realmente
tiene beneficios a ambos lados de la frontera y muy importante continuar, profundizar y trabajar juntos en contra de los retos que tenemos dos.

CLM: ¿Quién es para usted el presidente Peña Nieto? ¿Es el hombre de las reformas o es el hombre de la “casa blanca”?

RJ: Yo creo que es muy importante ver, todo presidentes, presidentes en México y en Estados Unidos o cualquier país, como todas las cosas que pasan, y para nosotros es presidente de las reformas, presidente que es un socio, presidente que es un líder en la Cumbre de América del Norte; y las cosas que enfrentan y problemas, y cosas como Casa Blanca, esos son para los mexicanos juzgar, y nosotros tenemos una relación muy fructífera, pero eso no es decir que ninguno de los líderes son perfectos y hay problemas que tiene que resolver cada uno en su país.

CLM: México está siendo inusualmente protagonista de la contienda política en Estados Unidos, de la campaña presidencial.

RJ: Sí, hay otros que se sienten que son parte de nuestra política en esa época también. Pero creo que, eso es muy importante decir que, por eso tuvimos una visita en Washington el 22 de julio, y proclamó muy fuerte el presidente Obama, que eso es muy importante de rechazar el retrato de México como un problema para los Estados Unidos.

Estamos trabajando juntos en muchas áreas, y que esa relación es muy importante y muy beneficiaria para ambos para los pueblos norteamericano y estadounidense y mexicanos.

CLM: ¿Puede hacer más el gobierno mexicano en contra de esa retórica de campaña de Donald Trump, contra México? ¿O es mejor estrategia quedarse callado y no hacerle el juego a Trump?

RJ: Realmente no creo que es mi…es para mi decir qué puede hacer o qué debe hacer México frente a ese retórica. Está en los mexicanos decidir y ellos tienen una estrategia ahora y ellos están implementando con visitas, con hechos, etcétera.

Y nosotros, yo soy como diplomática aquí, como embajadora, yo voy a hacer lo máximo posible para asegurar que toda la gente sabe la verdad, y la importancia de esa relación.

CLM: Usted le va a Hillary Clinton, quiero pensar.

RJ: Yo no voy a decir, como diplomático no voy a entrar en esa política. Claro, que yo trabajé por ella, como parte de la administración en ese entonces.

CLM: Me estaba contando en el corte comercial, que hasta bailaron alguna vez ahí en Cartagena, y salieron en las primeras planas. Era cumpleaños de usted, ¿verdad?

RJ: Sí.

CLM: Porque ahí donde la escuchan, la embajadora Jacobson durante muchos años de su vida fue bailarina, hasta que se rompió dos vértebras.

RJ: Sí, sí.

CLM: Dos años tuvo que estar en corset para… ¿y después, qué, ya?

RJ: Por eso fue muy interesante cuando yo fui a la Casa Azul, y vi todas las cosas que usaba Frida Kahlo, y uno de esos realmente me pareció muy, muy parecido a la que yo usé. Pero ella fue mucho más erguido, lamentablemente que yo, tenía ella mucho más (inaudible), pero yo…sí. estuvimos esto….

CLM: ¿Ya bailó aquí en México?

RJ: Sí.

CLM: ¿Salsa, cumbia?

RJ: Bueno, solamente durante la fiesta de 4 de julio.

CLM: Ah, muy bien. ¿Qué tocaron, o qué?

RJ: Nosotros bailamos salsa y un poco de samba, un poco de cumbia. Pero también tuvimos que bailar el electric fly con todo, con todo el grupo de marinos en la embajada, esa fue una solicitud por ellos.

CLM: Bueno, eso es una tradición. No se puede sustraer…

RJ: No, y a mí me gusta.

CLM: Ya fue a Morelia, ya fue a Juárez, ya fue a Tijuana y ya fue a Hermosillo. Y ya fue a otra de las grandes capitales del país, que es la Churrería “El Moro”, ¿no?

RJ: Ah, sí.

CLM: Esa debe contar por sí sólo como una ciudad.

RJ: Eso, y yo voy a llevar mis niños a “El Moro”, seguro que sí.

CLM: Vienen ya, ¿no?

RJ: Sí, sí. Van a visitar muy pronto.

CLM: Ya me lo imagino. Vamos a seguir conversando con la embajadora Roberta Jacobson, nos hace una visita aquí al estudio de Contraportada.

Después del corte, hay dos asuntos que están sobre la mesa: Obviamente lo que tiene que ver con dos tipos de mexicanos a los que queremos fuera de aquí al parecer, unos son del tipo de “El Chapo” Guzmán, y otros son del tipo de estudiantes, que en realidad hay programas enormes para que se vayan a Estados Unidos y se eduquen allá, y de ser posible regresen y echen la mano con el país.

(Pausa comercial)

CLM: Embajadora, usted depende de qué pase en la elección. Yo me imagino, si en noviembre gana Hillary Clinton seguro se queda usted, si es que no se la llevan para otra cosa, para que le eche la mano ahí en la Casa Blanca o en lo que sea.

Si gana Donald Trump, yo pienso que usted no se va a quedar porque nos va a mandar aquí a un tipo que se ponga, no se que vaya a hacer Donald Trump pero, ¿lo ve usted como un trabajo de corto plazo?

RJ: Cada Presidente que sea electa o electo, tiene el derecho de poner su embajador, y todos nosotros presentes después de la elección, nuestra carta de resignación, todos, en todo el mundo, para asegurar que el Presidente tiene el derecho de poner cualquier persona. Esto es normal.

Yo no puedo ver este trabajo, o las cosas que yo hago como es realmente de corto plazo, yo tengo una visión, tengo prioridades y vamos a implementarlo hasta que el momento en que me voy.

CLM: Se imagina, si gana Donald Trump, una embajada ruda contra México.

RJ: La verdad no puedo contestar cosas hipotéticas, no sé. Yo necesito enfocar en lo que tenemos que hacer ahora.

CLM: ¿Cómo va lo del “Chapo” Guzmán, embajadora?

RJ: Yo creo que todo está, el procedimiento está legal, está exactamente como hemos imaginado. El Gobierno y la Procuraduría ha dicho y ha hecho las cosas exactamente como ha dicho que está firmemente comprometido en implementar la extradición, y estamos también comprometidos en eso. Y eso tiene que continuar hasta que el fin legal.

CLM: ¿Tienen una idea de cuándo se daría algo así?

RJ: No, eso es parte del proceso y tiene que preguntar a la Procuraduría.

CLM: Ustedes están listos para recibirlo.

RJ: Estamos listos, siempre estamos listos y esperamos que sea pronto pero se tienen que continuar legalmente.

CLM: ¿Caro Quintero es una piedra en el zapato de la relación México- Estados Unidos? ¿Es un tema sensible para ustedes?

RJ: Claro que es todavía muy importante para nosotros, en una manera más que simbólica o psicológicamente porque es algo ligado o vinculado al caso de Quique Camarena que queda. Y esto fue algo muy difícil para nosotros cuando fue liberado, pero también fue difícil para el Gobierno mexicano y estamos trabajando juntos, apoyamos nosotros al esfuerzo mexicano para encontrarlo de nuevo.

CLM: No siento que al Gobierno mexicano le preocupe tanto como al Gobierno estadounidense.

RJ: Obviamente es algo para nosotros un poco especial porque vinculado a que Camarena fue uno de nosotros, nos sentimos muy fuerte. Pero recordemos que nuestro personal que trabaja a.C., trabaja muy de cerca con la policía caqui, o fiscales, o Sedena, Semar y se sienta muy de cerca de ese personal y cuando una persona de Sedena o de la Policía Federal está asesinado o herido por los Cárteles, nuestras personas se siente muy fuerte en combatir.

CLM: Lo siente como propio.

RJ: Claro, hay una relación entre las personas de seguridad en la fuerza de seguridad, que es muy fuerte, más fuerte quizá que los diplomáticos.

CLM: Se ha creado un vinculo ahí, es decir, una comunicación muy estrecha, que ha permitido la captura de grandes capos, pienso en “El Chapo” Guzmán como el ejemplo quizás más claro, de la colaboración entre las agencias de Estados Unidos y las mexicanas.

RJ: También eso nos ayuda en hacer muchas operaciones en Estados Unidos porque no podemos hacer esas operaciones sin la información y el apoyo en México. Y yo creo que tenemos ahora el hábito de cooperación que es muy importante.

CLM: Antes había más desconfianza ¿no?

RJ: Antes, claro, cada nueva administración tiene tiempo para conocernos.

CLM: ¿Le tiene confianza al gobierno de Peña Nieto?

RJ: Sí.

CLM: Estado Islámico, esa enorme amenaza internacional ISIS por sus siglas en inglés. ¿Ha pasado por México, tienen datos de que en México, ISIS, estado Islámico tenga algo?

RJ: No tenemos nada de información de inteligencia sobre ISIS aquí.

CLM: Hay el temor de que usen la frontera.

RJ: Pero claro ese es el temor, a mi me parece muy inteligente de tener ese temor porque eso significa que ya vamos a monitorear siempre y a tener vigilancia de ambos lados. Pero sino fue ISIS en ese momento, fue antes Hezbollah u otro grupo. Tenemos que, siempre, estar vigilantes y listos para cualquier tipo de amenaza y es por eso que estamos trabajando juntos con los mexicanos de asegurar que la frontera sea segura.

CLM: Porque puede haber buenas o malas relaciones entre los gobiernos pero los que es cierto es que hay un entramado que rebasa los diplomáticos, rebasa los medios, es decir, las millones de personas que cruzan todos los días, los miles de millones de dólares en comercio, 3 mil kilómetros de frontera.

RJ: 1.6 mil millones de dólares.

CLM: Eso, aunque Obama y Peña Nieto no se caigan bien, eso va a seguir sucediendo.

RJ: No se pueden cambiar la realidad que estamos tan interconectados, que está exactamente como dice, por comercio, 1.6 mil millones de dólares por día de personas cruzando la frontera, de familias. Y si rompemos el Nafta, TLCAN mañana, eso no cambia la realidad que estamos ahora juntos.

CLM: ¿Se imagina un TLCAN renegociado?

RJ: Yo no sé realmente, eso es algo para los lideres decidir pero a mi me parece que TLCAN redefinido o modernizado es TPP.

CLM: Embajadora, ¿usted cree en el poder suave, en el “Soft Power”, que le dicen?

RJ: Claro que sí.

CLM: Porque normalmente vemos, de pronto hay embajadores muy hoscos, que llegan aquí y quieren mostrar el músculo estadounidense. Usted llego aquí, se echó un churro del Moro, se puso a bailar.

RJ: Fui a Xochimilco.

CLM: Fue a Xochimilco, fue a Morelia, se metió a la marcha gay, eso es hacer también política. ¿Quiere ser amada o quiere ser temida como embajadora? ¿Qué funciona mejor para un embajador de Estados Unidos, de la potencia Estados Unidos?

RJ: Bueno, yo creo que para un embajador, embajadora, cada persona tiene que ser su mismo, tiene que ser real y para mí esas son las cosas que a mí me gustan.

CLM: De pronto parece más usted de una ONG que de una embajada.

RJ: No, no, no, somos todavía una embajada. Yo he tenido reuniones con casi todo el gabinete y los secretarios, esa es la mayoría de mi trabajo. Pero también parte de mi trabajo, algo de lo que Hillary Clinton se sintió muy fuerte y John Kerry también, y antes con otros también, es de conocer la gente, de conocer las personas, y yo dedique parte de mi tiempo en causas educativas, en conocer a los jóvenes

CLM: Quiero preguntarle dos cosas sobre estudiantes, primero, Ayotzinapa, ¿es un, es una cosa que a Estados Unidos le preocupa? ¿Es un tema que estados Unidos va a exigir a México que vaya más allá de lo que ha ido hasta ahora?

RJ: De preocupación, claro que si, yo creo que todos los mexicanos están preocupados y están…

CLM: ¿Está insatisfecho con la investigación Estados Unidos?

RJ: Bueno, insatisfechos no, yo puedo decir que si estamos insatisfechos como el Gobierno está también. La procuradora y otros están todavía investigando, todavía buscando, y hay todavía muchas personas en la cárcel y también eso significa que no ha terminado, y ahora tenemos ese seguimiento al grupo de expertos. Así que…

CLM: No parecen de pronto muy bienvenidos esos expertos, por el gobierno mexicano, han habido golpes y voces y…

RJ: Bueno, eso es para el Gobierno de decir o hablar de como fue recibido, pero la verdad es que ahora tiene un nuevo acuerdo con el grupo de expertos y es muy importante que eso continúe y tenemos la Procuraduría comprometida en continuar todas las investigaciones, que es lo que todos nosotros queremos.

CLM: Y los otros estudiantes, los mexicanos que se van a Estados Unidos, que obtienen becas, que van a las universidades. Regresamos despuecito de la pausa, si me permite embajadora, nada más para hablar de ese asunto, que nos ha quedado pendiente, volvemos en tres minutitos.

(Pausa comercial).

CLM: Terminamos la entrevista con la embajadora Roberta Jacobson, gracias por venir al estudio embajadora, aparte con el tráfico y toda la cosa.

RJ: No, todo bien.

CLM: Me preguntaron muchísimo en Twitter, el asunto de los estudiantes mexicanos que van a Estados Unidos, ¿hay algún programa especial?, ¿hay manera de inscribirse, de acercarse, etcétera, etcétera; para los que quieran ir a estudiar a Estados Unidos?

RJ: Bueno, hay muchísimos, claro, y gracias por la pregunta. Tenemos muchos, empezando en programas como Jóvenes en Acción, Jóvenes en Acción es un programa para estudiantes en secundaria o en high school, para ir a los Estados Unidos por tres semanas, vivir con familias, mejorar su inglés, conocer un poco sobre los Estados Unidos, y realmente prepararlos para quizás estudiar más tarde en la universidad, y especialmente dedicarle cuando regresan a México, un proyecto a la comunidad, puede ser algo del medio ambiente, de cualquier cosa y es excelente.

Hemos tenido más que cinco mil creo, mexicanos que han participado y eso es realmente bueno para todos nosotros y los mexicanos. Tenemos programas aquí en México para preparar como acceso a inglés, ¿no?, para hablar inglés mejor, y tenemos otros programas que son mucho más alto nivel, como Fulbright-García Robles.

Pero la cosa que estamos tratando ahora es… hablando del programa del Obama, de la fuerza de cien mil en las Américas, de aumentar los números de estudiantes estadounidenses aquí, mexicanos en los Estados Unidos, estamos conectando escuelas en los Estados Unidos, con escuelas en los Estados Unidos, con escuelas en México, que abre programas de intercambio y permite a estudiantes de tener programas en los Estados Unidos, especialmente universidades y politécnicos y community colleges.

Y tenemos ahora 22 centros en todo México, se llama “Education USA”, que provee el consejo gratis a los estudiantes para navegar el sistema americano de universidades.

CLM: Para no extraviarse ahí en todas. ¿Dónde se sigue de gira embajadora?

RJ: Bueno, yo voy a visitar a todo mi Consulado primero, porque eso es muy importante, así que tengo…

CLM: Pero son ¿cuántos?, muchísimos.

RJ: Nueve, nueve consulados, tengo que ir a Nuevo Laredo, Tamaulipas, a Matamoros…

CLM: ¿No le da miedo?

RJ: No, claro que no, estamos muy cuidados, y bien cuidados por mi seguridad, pero es muy importante para la gente que trabaja todos los días acá. También a Mérida, a Guadalajara y a Monterrey; yo necesito visitar todo esto, pero quiero conocer más también, voy a ir a los lugares lindos de México, que es una lista muy larga.

CLM: Tienes fines de semana, como quiera.

RJ: Por eso.

CLM: Embajadora, gracias por venir.

RJ: Muchísimas gracias Carlos.

CLM: Se lo aprecio mucho. La embajadora Roberta Jacobson, embajadora de Estados Unidos en México.